Elige tu ciudad: Barcelona

¿Qué estas buscando?

900 525 825
L-J de 9:00h a 19:00h
V de 9:00h a 18:00h
+ de 30 especialidades sin cuotas mensuales Los mejores médicos y centros Mejor precio garantizado en nuestros centros Sin listas de espera
Abdominoplastia

Abdominoplastia

Te recomendamos: Abdominoplastia en Barcelona a un precio desde 4.625€

La abdominoplastia es el procedimiento quirúrgico con el que conseguirás un abdomen más plano, más firme y una cintura más estrecha.

¿Quieres lucir de vientre plano? Con la Abdominoplastia en Barcelona podrás despedirte del exceso de piel y grasa de la barriga.

La Abdominoplastia o Lipectomía, ¿en qué consiste?

Son múltiples las circunstancias que nos llevan a acumular grasa o a presentar flacidez en los tejidos de la zona abdominal, como las ganancias y pérdidas de peso extremas, los embarazos o las alteraciones hormonales, por ejemplo. La abdominoplastia es la cirugía plástica para conseguir un vientre plano y firme.

La Lipectomía abdominal, comúnmente conocida como Abdominoplastia, consiste en extraer el exceso de piel y grasa abdominal a la vez que se tensa la musculatura para reducir la flacidez de la pared abdominal.

En la mayoría de pacientes que se someten a una abdominoplastia los resultados son definitivos, siempre y cuando adopten unos hábitos de vida saludables: alimentación equilibrada y práctica regular de ejercicio físico.

¿Quién puede someterse a una Abdominoplastia?

Las personas que deseen realizarse una abdominoplastia o cirugía del abdomen deben cumplir los siguientes requisitos:

  • Ser mayor de edad.
  • Estabilidad en el plano psicológico.
  • Capacidad para comprender todo el proceso y ser realista con las expectativas.
  • No padecer ninguna enfermedad que represente un riesgo para la anestesia, la intervención o el postoperatorio.

Por otro lado, en el caso de las pacientes jóvenes se les recomienda que si su deseo es quedarse embarazadas en el futuro, es mejor esperar para la abdominoplastia ya que el embarazo puede hacer que se pierda la definición de la zona abdominal lograda con la operación.

En el caso de presentar sobrepeso u obesidad, también se aconseja bajar de peso antes de someterse a la lipectomía abdominal.

También hay que tener en cuenta que si solo sea necesario eliminar la grasa, sin necesidad de tensar la musculatura abdominal ni corregir la piel descolgada, en lugar de una abdominoplastia puedes someterte a una liposucción, una técnica mínimamente invasiva que no deja cicatrices y elimina la grasa eficazmente.

Elegir el mejor profesional para la Cirugía del Abdomen

Una parte muy importante para el éxito de una intervención abdominal es la buena elección del cirujano plástico. Reservando la abdominoplastia en Barcelona a través de ClinicPoint, te aseguras que la primera visita médica va a ser con el mismo médico que te operará.

Los profesionales que trabajan para ClinicPoint pertenecen a la Sociedad Española de Cirugía Plástica, Estética y Reparadora (SECPRE), lo que constituye la mejor garantía de seguridad; y las clínicas u hospitales donde se llevan a cabo las operaciones son de primer nivel.

Durante la primera visita médica de la Lipectomía, el cirujano confeccionará la historia clínica y te realizará una exploración física del abdomen para comprobar tres aspectos fundamentales: el volumen de grasa acumulado y su distribución; la elasticidad de la piel, si presenta estrías o está distendida y flácida; y el estado de la pared muscular.

Esto le ayudará a diseñar la abdominoplastia y te podrá mostrar en qué lugar quedará la cicatriz y su longitud aproximada, un aspecto importante ya que será permanente. No obstante, como está situada en la zona inferior del abdomen, se oculta perfectamente con la ropa interior o el bikini.

Por último, una vez tomada la decisión de operarte, el especialista te indicará las pruebas preoperatorias (analítica completa, electrocardiograma, etc.) que necesitas aportar el día de la intervención para realizarte la cirugía de abdomen.

¿Cómo se realiza una Abdominoplastia?

Siempre habrá un antes y un después tras la abdominoplastia. La abdominoplastia en Barcelona se realiza siempre en el quirófano de una clínica u hospital que dispone en todo momento de profesionales sanitarios experimentados y en el que esté garantizada la atención de urgencia en caso de hipotéticas complicaciones.

La Lipectomia se puede realizar bajo anestesia epidural o general, según criterio médico y preferencias personales del paciente. La duración aproximada es de entre dos y cuatro horas, en función de la extensión de la grasa acumulada.

La abdominoplastia se inicia con una incisión en la parte inferior del abdomen, por encima del vello púbico y se extiende en forma de U hacia las caderas. Después se realiza otro corte alrededor del ombligo para separarlo de los tejidos circundantes.

A continuación se separa la piel de la pared del abdomen para poder tensar los músculos y unirlos con una sutura en la línea media. De este modo se consigue una pared abdominal firme. La piel que se había separado previamente se estira hacia abajo y se extirpa la que sobra. Luego se coloca el ombligo en su nueva ubicación.

Ya solo queda realizar las suturas, colocar un tubo de drenaje y vendar la zona intervenida. Después de la cirugía de abdomen, los pacientes suelen permanecer hospitalizados un día tras la operación.

La abdominoplastia puede combinarse con la liposucción de caderas para conseguir un cuerpo esbelto, con una cintura más estrecha y un vientre plano y firme.

El precio de la Abdominoplastia en Barcelona

El precio de una abdominoplastia en Barcelona oscila mucho quién y dónde vas a realizarte esta cirugía plástica. Además, su precio varia también si, además de una abdominoplastia te has de realizar una liposucción de abdomen. 

Aun así, el precio de la abdominoplastia en Barcelona en las clínicas de cirugía plástica privadas suele oscilar entre los 5.500 y los 7.000 euros. 

¿Qué debes saber acerca del postoperatorio de la Abdominoplastia? La recuperación

El postoperatorio de la abdominoplastia requiere cumplir estrictamente todas las indicaciones del cirujano para que el proceso de cicatrización sea el más óptimo:
  • Los primeros días tras esta operación de cirugía plástica, el abdomen suele presentar inflamación, estar dolorido y con molestias que se podrán solventar con la mediación.
  • Deberás hacer reposo durante la primera semana después de hacerte una abdominoplastia.
  • Se recomienda empezar a caminar lo antes posible para reducir el riesgo de sufrir un trombo venoso.
  • Los puntos externos se suelen retirar entorno a la semana, mientras que los puntos internos deberán permanecer entre dos y tres semanas.
  • La faja que te coloquen después de retirar el vendaje deberás llevarla durante un mes aproximadamente.
  • El doctor te indicará qué tipo de ejercicios debes realizar para reducir la inflamación y tonificar los músculos.
  • Después de la cirugía de abdomen experimentarás pérdida de la sensibilidad en la región abdominal que irás recuperando progresivamente. Suele tardarse entre seis meses y un año en recuperarla totalmente.
  • Según la evolución de cada paciente y del tipo de trabajo al que se dediquen, algunos podrán volver a su trabajo a las dos semanas, mientras que otros deberán esperar hasta un mes.
  • Intenta no aumentar de peso para que los resultados de la intervención no se vean disminuidos.
  • Tras la abdominoplastia evita realizar esfuerzos que impliquen el trabajo de la zona abdominal. Si sufres estreñimiento, puedes utilizar laxantes.

¿Qué debes saber acerca del proceso de cicatrización de la Abdominoplastia? Antes y después

En los primeros meses el aspecto de las cicatrices en lugar de mejorar, que sería lo que todo el mundo espera, va empeorando. No debes preocuparte, porque es lo habitual.

Hasta que no han pasado entre nueve meses y un año, las cicatrices no empiezan a reducir su volumen y a aclarar su color.

A partir del momento en que el cirujano te lo indique podrás utilizar productos cosméticos que ayudan a regenerar la piel y a mejorar el aspecto de las cicatrices.

Poco a poco irán atenuándose y cada vez se notarán menos. Pero recuerda que no desaparecen, siempre serán visibles.

No obstante, con la ropa interior y de baño se ocultan perfectamente.