Fecundación in Vitro (FIV)

Fecundación in Vitro (FIV)

La Fecundación In Vitro (FIV) es un tratamiento de reproducción asistida en que se estimulan los ovocitos de la mujer para, posteriormente, ser fecundados por espermatozoides previamente seleccionados en el laboratorio. Posteriormente estos embriones se transfieren al útero de la paciente para lograr el embarazo. 
Financiado desde 99€/mes
Ahorra hasta 1.015€
Fecundación in Vitro con Donación de Óvulos (FIVDO)

Fecundación in Vitro con Donación de Óvulos (FIVDO)

La Fecundación In Vitro con donación de óvulos es la técnica adecuada para conseguir el embarazo cuando o bien por la edad o por otros motivos, los óvulos no se encuentran en un estado óptimo de fertilidad. Una vez fecundados los óvulos de la donante se transfieren a la mamá que gestará todo el embarazo.

Financiado desde 178€/mes
Ahorra hasta 1.900€
Fecundación in Vitro (FIV) con Semen de Donante

Fecundación in Vitro (FIV) con Semen de Donante

La Fecundación In Vitro con óvulos propios y semen de donante es una técnica que consiste en fecundar los óvulos, previamente extraídos, con el semen de un donante anónimo. Una vez fecundado, el óvulo se convierte en un preembrión y se tranfiere al útero.
Financiado desde 110€/mes
Ahorra hasta 950€
Fecundación In Vitro (FIV) con Donación de Óvulos y Semen

Fecundación In Vitro (FIV) con Donación de Óvulos y Semen

La Fecundación In Vitro con donación de óvulos y semen es la opción necesaria si se quiere tener un bebé cuando ni los espermatozoides ni los óvulos de la pareja son óptimos para lograr el embarazo deseado.
Financiado desde 205€/mes
Ahorra hasta 2.525€
La técnica de Reproducción Asistida más empleada en España estos años ha sido la Fecundación in Vitro. Si quieres cumplir tu sueño de ser mamá, ClinicPoint te acerca a la Fecundación in Vitro en Barcelona. ¡Ponte en manos de expertos en fertilidad y clínicas de Reproducción Asistida!

¿En qué consiste la Fecundación In Vitro o FIV?

Se trata de una técnica de reproducción asistida por la que un óvulo es fecundado por un espermatozoide fuera del cuerpo de la mujer, en un laboratorio. Dos o tres días más tarde, el embrión se transfiere al útero mediante una cánula, en un sencillo procedimiento que no requiere anestesia.

La Fecundación In Vitro (FIV) debe realizarse siempre en centros homologados, que cuenten con todos los certificados que acreditan por un lado, la formación de sus profesionales (ginecólogos, biólogos, embriólogos, psicólogos, etc.) y, por otro, la idoneidad de las instalaciones para llevar a cabo técnicas de reproducción asistida con total seguridad. Característica que cumplen todos los centros especializados con los que trabaja ClinicPoint y te ofrece para realizar un tratamiento de Fecundación In Vitro (FIV) en Barcelona.

Las diferentes técnicas de reproducción asistida, y entre ellas ocupa un puesto destacado la Fecundación In Vitro, permiten que cada año más de 10.000 bebés nazcan en España.

¿Cómo saber si necesitas una Fecundación In Vitro?

En los últimos años se ha comprobado que la tasa de parejas con problemas reproductivos está aumentando, y según datos de la Sociedad Española de Fertilidad, en España llegan al 19%.

Tras la imposibilidad de concebir un hijo de forma natural se pueden esconder múltiples causas, tanto orgánicas como psicológicas, e incluso factores externos como el retraso de la maternidad.

Por tanto, siempre es necesario someterse un estudio de fertilidad y en el caso de parejas, se recomienda que sean ambos los que se realicen las pruebas. De este modo, el especialista podrá cuantificar la reserva ovárica, comprobar la movilidad de los espermatozoides, entre otros aspectos, lo que le permitirá determinar qué tipo de técnica reproductiva es la más recomendable en cada caso: Inseminación Artificial o Fecundación In Vitro y después de qué tipo.

¿Qué pruebas conlleva un estudio de fertilidad?

El estudio de fertilidad femenino comprende las siguientes pruebas: analítica hormonal (hormona antimulleriana), ecografía vaginal, histerosalpingografía, histeroscopia y biopsia de endometrio. No obstante, no todas las mujeres deberán realizarse todas las pruebas o, por el contrario, puede que el médico les recomiende otras complementarias. Todo dependerá del historial médico y de los intendentes familiares.

Para los hombres, el estudio de fertilidad consta de analítica, seminograma o espermiograma y biopsia testicular.

Hay que tener en cuenta que el estudio de fertilidad siempre es el primer paso antes de iniciar cualquier proceso de reproducción asistida. Por tanto, si no disponéis de él, al acudir a la primera visita para una Fecundación In Vitro en Barcelona, el especialista os indicará la necesidad de realizarlo y qué pruebas debe incluir en vuestro caso. 

A partir de la información obtenida, el médico te indicará los pasos a seguir a partir de ese momento.

En ClinicPoint podéis reservar el Estudio de Fertilidad en Barcelona a precios especiales pactados con centros de referencia.

¿Cuántos tipos de Fecundación In Vitro existen?

Teniendo en cuenta la procedencia de los óvulos y el esperma, podemos distinguir cuatro tipos de Fecundación In Vitro:

Fecundación In Vitro con óvulos y semen de la pareja.
Se suele recomendar a parejas que, pese de presentar dificultades para quedarse embarazados, tanto los óvulos como los espermatozoides son de buena calidad. Por ejemplo, en el caso de mujeres con una obstrucción en las trompas de Falopio.

Fecundación In Vitro con donación de semenIndicada en el caso de parejas en las que los espermatozoides del hombre no tienen suficiente movilidad, su calidad no es óptima o la concentración en la muestra es muy baja. También cuando acude una mujer sola a realizarse la Fecundación In Vitro o bien su pareja es del mismo sexo. En estos casos, se utilizan los propios óvulos de la mujer y se fertilizan en el laboratorio con el semen de un donante anónimo.

Fecundación In Vitro con donación de óvulos. Cuando por la edad o por la existencia de patologías que provocan infertilidad, los óvulos de la mujer no están en buen estado para ser fecundados con garantías de éxito.

Fecundación In Vitro con donación de óvulos y de semen. Ni los óvulos ni los espermatozoides de la pareja son óptimos y la única opción para concebir un hijo es recurriendo a donantes.

Etapas de la Fecundación In Vitro 

1. Estimulación ovárica
Durante 12­-14 días, la mujer debe recibir una medicación hormonal para estimular sus ovarios y que éstos que generen más folículos. La medicación se administra a través de inyecciones subcutáneas o intramusculares. Durante estos días se deberán realizar analíticas para determinar los niveles de estradiol en sangre, la hormona que producen los folículos durante su fase de crecimiento, así como ecografías para comprobar la cantidad y el tamaño de los folículos.

En función de la evolución que se observe se ajusta la medicación hasta que los folículos hayan alcanzado un tamaño igual o superior a 18 mm. de diámetro. En ese momento, mediante una inyección de HCG, se induce la última fase de maduración seguida de la ovulación.

2. Extracción de los ovocitos. Punción ovárica
Alrededor de 36 horas después de la ovulación se realiza la punción ovárica para extraer los óvulos. Se trata de introducir una guía con una aguja a través de la vagina para realizar la punción en el ovario y aspirar los folículos.

Es un procedimiento rápido, como máximo 15 minutos, y se realiza bajo anestesia y sedación. Todo el proceso está guiado por ecografía, lo que significa que el médico va visualizando en el monitor el recorrido de la guía, el punto en el que hace las punciones y los folículos que aspira.

A continuación, el hombre entregará la muestra de semen, o bien se utilizará la de un donante que será preparada para fecundar el óvulo.

3. La Fecundación In Vitro
Los ovocitos y los espermatozoides (entre 50.000 y 100.000) se incuban a 37ºC colocados en un medio de cultivo, hasta el momento en el que se produce la fecundación. Sin ningún tipo de mediación.

Pero en los últimos años, gracias a la mejora en los conocimientos y a los avances tecnológicos es posible introducir el espermatozoide directamente dentro del óvulo mediante la inyección intracitoplasmática de espermatozoides (ICSI, por sus siglas en inglés), lo que garantiza tasas de éxito superiores al método convencional.

4. Transferencia de embriones
Entre dos y tres días más tarde, se seleccionan dos de los mejores embriones para su transferencia, excepcionalmente tres que es el máximo permitido por la legislación española, y se transfieren al útero empleando una cánula o un catéter.

No es un procedimiento para nada doloroso por lo que no requiere sedación. Se realiza de forma muy rápida y siempre bajo control ecográfico (ecografía abdominal).

Los embriones sobrantes se pueden criopreservar o vitrificar para futuros ciclos, lo que significa que se congelan a 196ºC en unos tanques de nitrógeno líquido.

Aunque normalmente sólo se implanta uno de los embriones transferidos, no se puede obviar que existe el riesgo de que se implanten los dos, o bien los tres en el caso que se transfiriera el máximo de embriones permitido. Por tanto, estaríamos ante un embarazo gemelar o múltiple.

5. Confirmación del embarazo
A los pocos días ya se puede realizar una analítica para confirmar si hay o no embarazo.

Es la denominada Beta HCG y mide una hormona que solo sintetizan las mujeres embarazadas. Si se desea realizar el test de embarazo con la muestra de orina deberá esperar algunos días más ya que cuando la concepción es tan reciente, no es tan fiable como el análisis.

Dudas más frecuentes ante una Fecundación In Vitro

Cuando nos planteamos realizarnos una Fecundación in Vitro se nos plantean dudas como:

¿A partir de qué edad disminuye la fertilidad en la mujer?

Si tenemos en cuenta lo que nos indica la Biología, la mejor década para quedarse embarazada es entre los 20 y los 30 años. A partir de los 30 años empieza a disminuir la reserva ovárica y superados los 40 años es realmente complicado lograr un embarazo de forma natural.

Si tienes más de 35 años y han pasado 6 meses intentando quedarte embarazada sin conseguirlo, se recomienda acudir a un especialista.

¿Se puede escoger donante?
La legislación española no permite la elección de los donantes por parte de los receptores. Serán los profesionales del centro médico quiénes hagan la selección. Se busca un/a donante cuyo grupo sanguíneo sea compatible y con las mismas características fenotípicas: raza, peso, estatura, color de ojos y de pelo, etc.

¿Cómo sabré si el donante o la donante estaban sanos?
Todos los donantes son sometidos siempre a analíticas y rigurosos reconocimientos médicos para descartar cualquier enfermedad infecciosa o hereditaria que pudieran sufrir, incluso patologías de las que solo sean portadores y que no hayan desarrollado.

En ClinicPoint trabajamos con centros de prestigio y pactamos con ellos el mejor precio para el tratamiento de FIV en Barcelona para nuestros clientes. 

Además ofrecemos opciones de financiación para que puedas acceder a realizarte una FIV en Barcelona con los mejores profesionales. 

Queremos ayudarte a cumplir tus sueños.